Desarrollo de negocio | 26 JUL 2019

El futuro del deporte ante el nuevo escenario audiovisual: “Lo que ha sucedido con Netflix pasará aquí”

  • El presidente de LaLiga, Javier Tebas, junto con los responsables de las principales organizaciones deportivas del país, estuvo en el ‘Sports Business Meeting’ debatiendo sobre el reto de cómo adaptarse al nuevo consumidor.
  • Desde la visualización bajo demanda hasta los comandos activados por voz, se espera que la revolución de la Smart TV haga que los espectadores se acerquen más a la acción y que crezca el número de fans.

En pocos años, el mundo del entretenimiento ha sido transformado por las plataformas en línea. Impulsados por la revolución que supuso Netflix, los servicios over-the-top (OTT) han hecho que el contenido de TV sea accesible, instantáneo, personal y que se pueda visualizar en cualquier lugar del mundo con conexión a internet. Para los proveedores de este contenido, se ha abierto un nuevo mundo que puede asegurar una nueva generación de seguidores, y la industria del deporte no es una excepción.

El ‘Sports Business Meeting’ es uno de los principales foros de debate en torno al negocio del deporte. Este evento, organizado por el diario económico del negocio del deporte Palco 23, se celebró en Barcelona con un interesante encuentro entre Javier Tebas, presidente de LaLiga; Antonio Martín, presidente de la Asociación de Clubs de Baloncesto (ACB); Ricard Hijós, presidente de la Liga Asobal; y Javier Lozano, presidente de la Liga Nacional de Fútbol Sala (LNFS).

En España, los fanáticos del deporte tienen ahora la oportunidad de descubrir y seguir más de 20 deportes a través de LaLigaSportsTV, la plataforma OTT lanzada por LaLiga a principios de este año. Pero esto es solo el comienzo de un proceso de innovación que los principales ejecutivos deportivos del país están realizando, utilizando los datos y las nuevas tecnologías, para crear el mejor producto de entretenimiento posible.

Cada jornada es un episodio, cada jugador es un personaje
Si bien los métodos de distribución están cambiando, la atención se centra ahora en el contenido en sí. Se está realizando una inversión significativa en todas las federaciones para garantizar que todo el contenido que se ofrece cumpla con los más altos estándares de calidad, a nivel visual y de narración, para competir con las últimas series de televisión.

“Queremos que las personas estén tan cerca de nuestra competición como lo están de su programa o de su serie favorita de HBO”, dijo Tebas. “En nuestro mundo, los jugadores son las estrellas y podemos dar vida a su historia a través del trabajo de cámara, el sonido y el espectáculo visual. No importa el género que esté produciendo, el usuario espera el mismo nivel de calidad”.

Desde la ACB, Antonio Martín, presidente de la competición de baloncesto, afirma que “hay tanta parte de la competición que se puede compartir acercándose a los jugadores, que hay que aprovechar al máximo las estrellas de la competición”. El ejecutivo también argumentó que a través de la gestión del contenido deportivo como si fuera un drama, los aficionados pueden construir una conexión emocional más fuerte que aumenta las posibilidades de repetir la visualización. “Se trata de ser inolvidable”, comenta Martín.

“La OTT de LaLiga permite a las ligas llegar a audiencias mucho más grandes, pero para que el producto sea exitoso hay reconsiderar cómo se está contando su historia y cómo se está hablando a los aficionados. No hay límites en la forma de hacer esto”, explica Javier Lozano, presidente de la LNFS.

Acercar la acción a los fans
Desde el punto de vista de la tecnología, la nueva frontera es construir un vínculo personal entre el aficionado que está en casa y la acción que hay pantalla. Como Ricard Hijós, vicepresidente de Asobal, explicó en su intervención, “la gente quiere interactuar con la competición, no solo ser un espectador pasivo”, por lo que “la fórmula mágica es encontrar maneras de hacer que los aficionados se sientan involucrados y comunicarte con ellos a nivel personal”.

En una era donde el usuario es el que manda, las empresas tratan de obtener la mayor cantidad de información posible a través del big data para personalizar la oferta de los contenidos. Y para Tebas, la clave está en los datos. “Con el big data cada usuario tiene su contenido preferido al alcance de sus manos”, dijo. “Al analizar una plataforma OTT como la nuestra, se puede obtener una idea más clara de qué partidos se están observando más, por quién, a qué hora y durante cuánto tiempo, lo que informa de cómo se está llegando a estos usuarios”.

Antonio Martín, en la misma línea, estaba de acuerdo en que esta comunicación bidireccional era el siguiente paso esencial en el mundo del deporte. “Tenemos que trabajar en el sentimiento de pertenencia con los aficionados. Cuanto más dejemos que el consumidor participe, más lealtad veremos, porque podrán hacer que el producto sea suyo”.

La revolución de la televisión inteligente
A medida que se recopilen más datos utilizables de los usuarios, los métodos para usarlos también evolucionarán. En particular, Tebas señala la creciente popularidad de las televisiones inteligentes como una parte clave del futuro del deporte. “Si observan una plataforma como Netflix, ven que una gran cantidad de usuarios pasan de ver dispositivos móviles a televisores inteligentes en un plazo de seis meses”, afirma. “Lo que ha sucedido con Netflix pasará aquí”.

La capacidad de las Smart TV para incorporar la última tecnología allanará el camino para un cambio rápido en el comportamiento del consumidor, predijo Tebas. "La tecnología de voz se ha vuelto muy popular en los dispositivos móviles, por lo que ahora imagine que puede elegir sus partidos destacados en su Smart TV mediante la búsqueda por voz. Tendrás a tu disposición cualquier tipo de contenido deportivo sin tener que mover un dedo”.

Tebas también destacó la posibilidad de que los asistentes de inteligencia artificial (IA) profundicen en la conexión personal con los espectadores domésticos. “A través del análisis de big data, podremos entender completamente las preferencias de los usuarios y luego se podrán comunicar a través de IA”, continuó. “Cuando llegas a casa, tu dispositivo de Alexa podría recordarte cuando comienza el partido de esta noche”.

Adaptarse a las nuevas generaciones
Tales posibilidades están provocando que las ligas piensen creativamente acerca de cómo pueden transmitir su producto a los aficionados. “Estamos experimentando con cámaras que usan los jugadores en su pecho y la experiencia es fenomenal, ya que el consumidor se adaptará a los nuevos formatos porque, en última instancia, son fieles a un club o una liga, no a una plataforma”, explica el vicepresidente de la ASOBAL, Ricard Hijós.

Para Tebas, esta experimentación continua será crucial para que el deporte mantenga a los consumidores del futuro. “Tenemos que adaptarnos a las demandas de las nuevas generaciones y está claro que los espectadores más jóvenes esperan más que la transmisión tradicional de televisión”, concluyó. Y es que seducir al consumidor en un escenario de sobredemanda de oferta de ocio no es sencillo, pero LaLiga seguirá trabajando para continuar a la vanguardia y adaptarse a cada generación.

© LaLiga - Año 2019