Fundación | 6 JUN 2019

Levante UD: integración social e igualdad como señas de identidad

Ha creado un entorno donde jugadores masculinos y femeninos, con y sin discapacidades físicas o intelectuales, se mezclan casi a diario para desarrollar un modelo de cómo debe funcionar un club y la sociedad. 

Los aficionados de un equipo de fútbol son muy diversos y se pueden encontrar en cualquier rincón del mundo. Estos seguidores quieren sentirse identificados con su club no solo por los resultados que consiguen, sino por los valores que transmiten y por la implicación que tiene con la sociedad. El Levante UD es un ejemplo al crear oportunidades para todas las personas y aumentar su representación en la comunidad. Los 20 años que el club granota lleva apostando por la igualdad y la construcción de un enfoque en torno a la integración social, le convierten en un referente para el resto de los clubes.

“Nuestro proyecto estrella del deporte adaptado nació en julio de 2012 con un campus inclusivo en el que participaron los que conocemos como los ’11 magníficos’ y, a partir de ese momento, ha crecido de forma acelerada pero a su vez sostenida hasta crear una escuela para personas con diferentes capacidades que alberga ya a 150 personas que cumplen con su sueño de practicar deporte y con ello apoyarles en la integración social”, explica el director del Área Social de la Fundación Levante UD Vicente Herrero sobre las actividades de integración que desarrollan.

Integración de las secciones de deporte adaptado en la estructura del club

Desde el inicio, todas las secciones de deporte adaptado se integran en la estructura del Levante UD como cualquier otra modalidad. El club cuenta con técnicos y profesionales como psicólogos muy preparados para responder a todas las necesidades de nuestros jugadores. “Hoy en día es imprescindible tener titulación deportiva o en integración social para todos ellos. Uno de los ejemplos de la integración en la estructura del club son los servicios médicos, que supervisan a todas las secciones de deporte adaptado e incluso se han realizado pruebas de esfuerzo a principio de temporada como las que pasan los futbolistas de élite”.

LaLiga Genuine Santander es la única competición del mundo que integra a personas con discapacidad intelectual. La deportividad, el esfuerzo, la ilusión y la capacidad de superación siempre están presentes en el campeonato. Desde 2017, que fue cuando arrancó el proyecto, el Levante UD forma parte de esta iniciativa pionera donde compartir va antes que competir. “LaLiga Genuine Santander podría ser uno de los proyectos más importantes que LaLiga ha lanzado en la última década", dice Herrero sobre la competición. "Ha sido un soplo de aire fresco y una gran oportunidad para que nuestros jugadores (más de 50 miembros de la escuela) tengan un sentido de profesionalismo durante todo el año".

El Levante UD también tiene un equipo de fútbol 7 para personas con parálisis cerebral que participa en la Liga Nacional y, además, desde la entidad se sienten muy orgullosos de los que fueron los pioneros: el Levante UD Masclets. Este último es el equipo de hockey en silla de ruedas eléctrica que nació en 2009 y que representa los valores tangibles del deporte. Desde 2012, deportistas paralímpicos de élite como Ricardo Ten, David Casinos, Mónica Merenciano y Óscar Ponce, dentro del proyecto Charlas Di_Capacidad, transmiten sus valores a niños y adolescentes en los colegios habiendo visitado alrededor de 100 centros e impartido las charlas a más de 8.000 estudiantes.

Igualdad de oportunidades

“El objetivo principal de la práctica del fútbol no es otro que la socialización. Muestra de ello son los acuerdos que hemos gestionado con diferentes empresas y colaboradores del club para integrar laboralmente a varios de nuestros jugadores. Son muy considerados por todos los empleados y directivos del Levante UD, quizá los más queridos de todos”, apunta Herrero.

El Levante UD, que siempre está trabajando para que el fútbol femenino crezca desde la base, es pionero en este deporte con más de 20 años desde que apostó por la sección. “En la última temporada se ha puesto en marcha una nueva estructura centrándolo en cuatro pilares: alto rendimiento (primer equipo), transición al alto rendimiento (los dos filiales), desarrollo y perfeccionamiento (infantiles y cadetes) e iniciación (hasta los alevines)”.

Como las caras reconocibles y visibles ante los aficionados granotas, la implicación y el apoyo de los jugadores y de las jugadoras de los primeros equipos (LaLiga Santander y Liga Iberdrola) es fundamental. “En las visitas a los colegios se convoca siempre a un jugador y a una jugadora, sin distinción, y se ha visto desfilar a primeros espadas como Morales, Coke, Toño, Cabaco, Charlyn Corral, Ruth García o Sonia Prim, de una larga lista”, comenta Vicente Herrero. “Durante la temporada, además, todos ellos participan en entrenamientos con nuestras escuelas de deporte adaptado. Estamos especialmente orgullosos de que Laura Gutiérrez, de la primera plantilla del Levante UD Femenino, sea una de nuestras entrenadoras de la Escuela EDI y de los equipos Genuine”. El Levante UD es un club que va más allá, que llega a la sociedad, y que quiere devolver a la misma lo que recibe de ella.

© LaLiga - Año 2019